Lanzamiento oficial del blog FULL: 1 de Agosto
Prelanzamiento: Ahora

viernes, 15 de enero de 2016

Laurita dijo "sí"

LAURITA DIJO “SÍ”
(VERSIÓN 1.1)

Por Rebelde Buey


Iba corriendo como un crío que va al encuentro de los Reyes Magos, cortando el campito de tréboles que me separaba del galpón de chapas. La había llamado y me había dicho “sí”. ¿Entienden? Laurita. La chica más hermosa del mundo. La pecosa. La más buena, la que me miraba a mí y a mis amigos con ojos bajos, de pudor, pues le había prometido a sus padres y a Dios comportarse como una señorita seria.
Me enamoré de ella en el mismo instante en que la vi, el día que su familia se mudó junto a casa. Tenía once, y yo doce. Su cabello de oro, su vestido floreado largo hasta las pantorrillas, que se le volaba y subía cuando daba giros riendo. Me guardé el secreto un año y luego no aguanté más y le dije que la amaba, que quería hacerla mi novia. Ella me dijo que no. Que era muy chica. Que quizá más adelante. Yo le insistí. Le insistí y le insistí. Por dos años, le insistí. Y ella, siempre tan tímida y agraciada, me negaba con ojos y modos de una dulzura tal que costaba rendirse. Que era muy chica para ponerse de novia, que los padres le habían dicho que los chicos querían otra cosa. Que tomarla de la mano podría llevar a un beso, y que un beso podía llevar a una caricia impropia. Y que la caricia… Le prometí que yo no. Que si ella no quería, no iba a tocarla nunca hasta que ella no me lo permitiera. Pero no aceptó. Fue en sus 14 y mis 15.
No desistí, no crean.  Desde ese día, todos los días le hice un regalito y renové diariamente mi propuesta. Una flor, un caramelo, un poema… y mi esperanzada declaración.
Para sus 15 le regalaron un auto viejo y rotoso, un primer auto. En el pueblo no hay nadie que arregle autos, salvo el Leche, un viejo gordo y seboso, siempre sucio y transpirado, con barba de cinco días, grueso, y panza gigante por la cerveza y las frituras. Así que llevé a Laurita por varios días a lo del Leche, hasta que, a la semana, ya no me pidió que la acompañara. El auto estaba allí, e iba a seguir allí mientras el tipo éste le metiera mano.
Un día mis regalitos debieron cambiar. Laura me pidió que dejara de llevarle tonterías y le regalara paquetes de cigarrillos, latas de cerveza, boletas de quiniela o una llave inglesa. Seis meses así: declarándole mi amor, haciéndole obsequios ridículos y viéndola cada vez menos, pues pasaba todas las tardes en el galpón del Leche, hasta la nochecita, aunque a sus padres les decía que estaba conmigo.
Pero ese día que les cuento fue distinto. Ese día la llamé a su celular y volví a repetir mi declaración de amor. Y dijo “sí”. Por fin “sí”.
—Leticio, venite ya mismo a lo del Leche, quiero que él y sus amigos formalicen esto.
Así que allí estaba yo, cruzando el campito de tréboles con un ramo enorme de flores multicolor en mi mano, lleno de ilusiones, aunque también con alguna duda: ¿qué amigos? Llegué al galpón de chapa oxidada, y tierra y grasa en el piso. Y ya pasando la entrada sin portón escuché los jadeos y gemidos, y las palabras del Leche, cargadas de lascivia, de deseo denso y pegajoso como saliva de abusador.
Lo primero que vi fue a Laurita, tan hermosa y delicada como siempre. Inesperadamente hincada de rodillas y con el torso hacia adelante, echada sobre un capó viejo de algún camión. Decir que estaba vestida era dudoso: el vestidito blanco y liviano se le arrollaba en las costillas, empujado desde atrás y desde adelante. La bombachita, también blanca, se estiraba en una diagonal cortante, desde la cintura, a la derecha, viajando hasta el muslo izquierdo. El elástico atravesaba la carne sonrosada y redonda como durazno, cerca de los agujeritos que no lograba proteger. Adelante, el corpiño ya se había soltado y colgaba, dejando los pechitos sueltos y duros, y el torso, la cintura y los muslos llevaban marcas de grasa, de dedos sucios que la habían magreado como a una cosa, y latigazos de aceite de carburador.
El culito delicado y en punta sobresalía ahí atrás, y prendido a sus nalgas como una garrapata, el Leche la sometía a voluntad. La bombeaba con furia, con la verga sorteando la bombachita tensa, y echándole la barriga sudada sobre la cola y la cintura, y la tomaba de los muslos para traerla hacia él y perforarla más hondo. Delante de Laurita, sentado en el piso había otro viejo que no reconocí, y que tenía sometida a mi novia por la boca con una verga ancha como no vi nunca, y más dura que un bulón. El viejo la tenía tomada de la cabeza y prácticamente le cogía la cara, le enterraba tanto la pija que mi novia moqueaba, tosía y se le salían las lágrimas… para sacarse la pija, respirar, y volver a engullir. No le era tan sencillo, no solo por la dimensión de lo que debía tragar, sino  también porque un tercer viejo le pisaba la espalda para mantenerle la cola en punta y que el Leche se la clavara más hondo.
Ni llegué a pensar que la podían estar violando. Laurita enseguida me vio, se quitó la verga de la boca y mientras el otro gordo hijo de puta la siguió bombeando de carne, me sonrió y dijo con esa dulzura que siempre me enamoró:
—Mi amor, ellos son dos amigos del Leche que vienen a ayudar con lo del auto desde hace un mes… Son los que me convencieron de que acepte ser tu novia… Deberías agradecerles…

Pero eso fue hace como cuatro años, cuando ella tenía 15 y yo 16. Hoy ya somos más grandes, más maduros, la vida nos ha cambiado y nos ha dado dos hijos maravillosos que corretean desnudos y riendo entre los tréboles. Vivimos en una casa rodante junto al galpón roñoso del Leche, felices, aunque Laurita debe pasar casi todas las noches en el galpón, que ahora es como una casa principal, con una cama enorme para cuando vienen más tipos. Hacemos algo de tiempo hasta que los chicos se duerman porque allá la recibe el Leche y siempre terminan haciendo escándalo. Yo la amo como el día que la conocí, y ella también a mí. Aunque siempre se mantuvo firme en sus mandatos paternos: no me deja tocarla mucho, porque eso lleva a los besos, y los besos a otra cosa… Todavía no he logrado demasiados avances con mi mujer, como en cambio sí han podido hacer el Leche o sus dos amigos. Todavía no he pasado de algunos buenos besos pero sé que algún día lo lograré. Quizá tenga que pedirle consejo al Leche, aunque sé que a él no le hace mucha gracia que le toque a “su nenita”, como él dice. Preguntarle al Joselito podría ser, pero ya me da vergüenza: el Joselito, con lo "rápida" que es la Yesi, debe tener mucha experiencia y me va a ver como a un tonto.
Ya veré, hay tiempo. Por lo pronto Laurita me acaba de dar una gran noticia para consolidar aún más nuestro amor: ¡vamos a tener otro hijo!
Ella cree que esta vez es de don Brótola o Remolacha, los dos amigos del Leche, pues los últimos tiempos vinieron casi todas las noches. Ya se verá.
Lo importante es que siempre es una bendición el fruto de tanto amor.

Fin.

** SE PUEDE COMENTAR. NO LE COBRAMOS NADA. =)

24 comentarios:

  1. Por dios..... los ratones me están dejando sin materia gris... impresionante. Felicitaciones, tiene continuación?. Espero que si, ansiosamente

    ResponderEliminar
  2. Laurita........que inocente criatura.......ud es un maestro....

    ResponderEliminar
  3. Un relato corto pero emocionante, el universo rebelde cada vez es más pequeño y los personajes se enlazan en las historias, lo sigo diciendo me gusta esta nueva faceta. Esperamos más relatos pronto. Saludos

    ResponderEliminar
  4. yo quiero ir a ese pueblo.......los mas machos, las mas putas y los mas cornudos....gran combinacion!.

    Pobre Leticio, cree que Joselito es un experto...jaja

    GRACIAS!!!!!!

    ResponderEliminar
  5. Me la imaginaba a Laurita...como un dibujo de SARAH KEY...con cofia y todo ...JUAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA

    carlosnava57@hotmail.com

    ResponderEliminar
  6. Me impresiona, cada vez que leo tus historias, como eres capas de pasar en segundos de lo inocente a lo lascivo, de lo hermoso a lo asqueroso... Una vez mas lo logras, un maestro, todo un maestro es lo que eres.

    ResponderEliminar
  7. Rebelde, sos un capo como siempre!!! Este es cornudo de nacimiento, y Laurita la putita q todo corneador compulsivo quiere conocer! Gracias una vez mas!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y que todo cornudo quiere como esposa ;)

      Eliminar
  8. Otra nena más en el pueblo... Me quedo con la duda de la primera conversación entre Laurita y Leche en el taller mecánico: ¿hablarían de su gran "llave inglesa"?, jajaja.

    Muy bien Rebelde, menudo pueblo tienes montado, da para muchas historias.

    ¿Veremos pronto algo de Junior y su vida familiar?.

    ResponderEliminar
  9. PRIMERO.-
    —¡Que puedo decir…!?
    ¡Estoy ENAMORADO!
    Laurita, es un amor
    Te aplaudo de pies,
    ¡Yo también, Me enamore!
    Tan pronto la describiste “con esos vestiditos inocentes” y Su cabello de oro.
    Que se le volaba y subía cuando daba giros riendo.
    Esos dos reglones son “!POESÍA pura!”.

    ResponderEliminar
  10. SEGUNDO.-
    Rebelde una pregunta respetuosa.
    ¿Cómo le haces?
    Para poder contener los deseos de tus lectores.
    - ¿que siempre te piden?
    - por cada uno de los personajes que creas.
    Mas, MAS Historias de ellos
    (Creas puras MUSAS de calidad)
    Laurita, QUEREMOS MAS de:
    - tu “INOCENCIA”.

    ResponderEliminar
  11. TERCERO.-
    Si tu tiempo lo permite más aventuras de TEEN.
    Que como dice mi mujer las primeras relaciones son más Intensas.

    Y me uno a la solicitud de otro lector, sería interesante conocer;
    ¿la primera platica del Leche con Laurita?.
    Y su primera usada, y su primera vendida, para ser usada por otros.
    Jaja, somos unos pervertidos.

    ResponderEliminar
  12. CUARTO.-
    De verdad yo tengo un año leyéndote y cada relato que publicas todos, decimos:
    Más, MÁS Historias de ellos.

    Felicidades Maestro.

    ResponderEliminar
  13. Como siempre rebelde cada dia te superas mas......

    ResponderEliminar
  14. Nuevamente genial!! La inocencia de laurita que se transforma en lujuria es muy refrescante. Quiero conocer ese pueblo!! Laurita en el colegio de quien era compañeros? Gracias

    ResponderEliminar
  15. Rebelde cada dia estas mas impresionante <3 como comentan por arriba deberias hacer otro capitulo de laurita y su emputecimiento con su primera vez *.*
    Tu admidadora acsa ;)

    ResponderEliminar
  16. licurgo el espartano17 de enero de 2016, 20:59

    Laurita flor de putita...se la cojen en el taller mecánico...no me quiero imaginar la cantidad de machos que se la colocan todos los días. Debe ser un depósito de semen la atorranta.

    Saludos rebeldes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. en los talleres mecanicos siempre hay mucho aceite para nosotros... los mecanicos siempre estan dispuestos a ayudarnos....

      Eliminar
    2. hola licurgo, me pasas tu skype o mail?

      Eliminar
  17. MR CUCKOLD / ANÓNIMO / :
    jajaja!! gracias,amigos!! sí, tiene continuación, pero no del modo que las series se continuaban antes. ahora las historias se entrelazan, y las continuaciones de cada hilo son más independientes, con breves cortes temporales en el medio.
    por ejemplo, puede que la próxima historia de esta parejita no tenga nada que ver con el taller, podría ser una consulta con el Joselito (de él), y la Yesi (de parte de Laurita).
    ya vas a ver, va a quedar bien.

    MANUEL / PAREJA FARTUM
    muchas gracias, amigos, qué bueno que les haya gustado tanto. habrá más de esta pareja!! =D

    MIKEL:
    vamos a ver más historias de Leticio creyendo que el Joselito es un experto. Y en paralelo, la Yesi y Laurita haciendo "destrozos" con los machazos del pueblo. se las van a garchar todos mientras los otros dos otarios están mirando la luna, jajaja.

    CARLOS NAVA:
    algo así, sí, señor, le faltaba la canastita, nada más, jajaja!!

    VLADIMIR:
    gracias, amigo! no sé qué tan bien me queda eso, pero sí te aseguro que me divierte muchísimo hacerlo =D

    PUI:
    creo que tenés razón sobre el cornudo! Es tal vez el personaje más cornudo que escribí hasta ahora (sacando a Cornelio, de ANDREA Y CORNELIO)

    ALTAIR / ANÓNIMO ACSA:
    no tenía pensado contar ese primer encuentro, pero si todo el mundo lo ve necesario, por qué no? =)
    por ahora JUNIOR no. Hay en cola (ya escritos) unos 7 u 8 relatos y un par más escribiéndose, y ese ni arrancó =(
    Se viene mucho polvo de pueblo: algunas historias del PUEBLO MÍNIMO y un par del pueblo de ERAMOS TAN POBRES.
    y un par de unitarios más urbanos.

    FEDERICO YO:
    que todos quieran más aventuras de cada personaje que voy inventando es uno de los mejores halagos. quiere decir que han hecho carne y son un poco más humanos y menos personajes.
    pronto se viene otra pareja, en EL PUEBLO MÍNIMO, que calculo también enamorará -yo diría que más que ésta- y que de seguro querrán más historias de la mujer. el capítulo se llamará LA TURCA, y sucederá en las Cuadrillas.
    Respecto de TEENS, más tarde o más temprano abriré un blog dedicado a eso, pero con pocos o casi nada de cuernos, más bien serán padres cagones que no pueden evitar que se cojan (usen) a sus hijas. serán relatos breves a lo CuerniX, pero no exactamente de iniciación.

    DAVID TATUADO:
    algún día voy a escribir un Anexo o algo contando cómo es el pueblo.
    La Yesi y Laurita van al turno tarde.
    Al mismo cole pero a la mañana va PALOMA.
    Rita (creo que así se llamaba) de UN CORNUDO EN EL DIVÁN es la tía de la Yesi

    LICURGO:
    no queda muy claro en este capítulo cuántos tipos, o cuánto hace que se la garchan. igual, no se preocupe, son datos que van a publicarse en nuevas historias.

    muchas gracias gente!! sigan comentando, así me animo a escribir más!! besos para todos!!

    ResponderEliminar
  18. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  19. buenisimo, ya imagino una continuacion mas extensa y me vuelvo loco.
    mis respetos al autor.

    ResponderEliminar
  20. "Algún día voy a escribir un Anexo o algo contando cómo es el pueblo.
    La Yesi y Laurita van al turno tarde.
    Al mismo cole pero a la mañana va PALOMA".

    Casí me muero al imaginar un pueblo así. Impecable relato: corto, pero de un morbo intenso.

    ResponderEliminar
  21. Genio y figura señor autor , jamas deja de sorprenderme y alimentar mis morbos de cornudo , Ale

    ResponderEliminar

Se publica el 21/07/2017

Se publica el 21/07/2017
CLICK PARA CHUSMEAR